Weihenstephan

La cervecería alemana Weihenstephan se encuentra ubicada en Freising, a escasos 50 km de Múnich. Conocida mundialmente como "la Meca de la cerveza", es considerada la cervecería más antigua del mundo que aún sigue en funcionamiento desde el año 1040. En el pasado se mantuvo unida a la tradición cervecera monástica, representada por el monasterio benedictino de Weihenstephan fundado por San Corbiniano. A comienzos del siglo XX se transformó en sede de una de las escuelas técnicas para cerveceros más prestigiosas del mundo, dependiendo actualmente de la Universidad de Múnich. Desde 1803 la cervecería pertenece al estado bávaro, lo que le permite que sus normas de calidad sean de una alta exigencia, por lo que no se busca tanto el volumen, pero sí la calidad constante. Así lo demuestran sus cervezas entre las que destacan su doppelbock Weihenstephan Korbinian, su weizenbock Weihenstephan Vitus o su hefeweissbier, considerada como modelo dentro del estilo.