Vuelve la Kellerbier de Weihenstephan para quedarse

El año 2016 fue especialmente importante para la cervecera alemana Weihenstephan. Se cumplía el 5º centenario de la Ley de la Pureza Bávara. Como uno de los grandes defensores y exponentes de la centenaria ley, Weihenstephan lanzó al mercado una cerveza inédita para celebrar la señalada efeméride. Esta cerveza fue bautizada como 1516,  el año en el que el Duque Guillermo IV de Baviera promulgó la conocida ley, que aún sigue teniendo vigencia. Se trataba de una Kellerbier (literalmente “cerveza de bodega”), elaborada de acuerdo a una receta tradicional usando únicamente ingredientes locales y que es madurada en las históricas bodegas de la cervecera.

La Kellerbier es un estilo cervecero tradicional de Alemania, cuyos orígenes proceden probablemente de la Edad Media. Habitualmente de baja fermentación, la Kellerbier se caracteriza por no estar filtrada ni pasteurizada, conteniendo levadura en suspensión, lo que le aporta un grado de turbidez. El nombre que recibe en alemán, significa “cerveza de bodega”, haciendo referencia a las bodegas y sótanos donde se maduraba la cerveza a bajas temperaturas para terminar de afinarlas, punto clave en su proceso de elaboración.

En el caso de la elaborada por Weihenstephan, se trata de una cerveza de baja fermentación, sin filtrar, por lo que presenta un aspecto ligeramente turbio y un color ambarino anaranjado, que revela tanto en nariz como boca un elegante toque de cereal y caramelo. Su aroma, muy fresco y suavemente afrutado, se debe a los lúpulos seleccionados, que en el paladar dejan una placentera sensación de moderado amargor, en combinación con un  cuerpo maltoso bien equilibrado.

La aceptación entre el público de aquella cerveza superó las expectativas, por lo que Weihenstephan consideró volver a elaborarla para que formara parte de su portfolio fijo de forma perenne. Como importadores oficiales de la milenaria fábrica alemana, queremos informaros de que volveremos a tenerla disponible próximamente para todos vosotros. Prost!

Facebooktwitterpinterestlinkedin